La forma de hacer que tu cerebro se desenamore de alguien. Te la decimos.

Pasar por una ruptura amorosa nunca es fácil, más aún si no somos nosotras las que pusimos fin a la relación, pero por más duro que sea tenemos que seguir adelante y cerrar el capítulo. Es obvio que no es fácil olvidar de un día para otro y mucho menos sacar el amor que tenemos dentro, pero hay formas de ayudar a nuestro cerebro en este proceso.

ruptura amorosa

Debemos aceptar la situación. Lo primero que tienes que hacer es dejar suponer que las cosas pueden ser diferentes de lo que son, parar de pensar imaginar escenarios donde regresas con tu ex. Lo que tienes que hacer es aceptar la realidad por más dura que sea, enfrentarla y vivir la situación.

Aprender a perdonar y pedir perdón. Para liberarte del dolor, tienes que perdonar y dejar ir, no importa que tanto daño te hayan hecho, para poder seguir adelante tienes que sacar todo el rencor de tu alma. No es fácil, pero es la única forma de estar realmente en paz.

Comienza de nuevo. Luego de haber aceptado la realidad lo que tienes que hacer es asimilar que las cosas no van a cambiar y para empezar de nuevo tienes que arrancar de cero, esto implica borra las fotos de tu antigua relación, guardar todo en una caja y botarla, si no te sientes lista puedes esconderla en algún lugar. Pero lo importante es que en tu espacio no exista nada que te haga recordar el pasado y que limpies todo lo que no te deje avanzar.

Piensa en ti, en ti, y solo en ti. Conviertete en la prioridad de tu vida, no es un acto egoísta, es más bien la mejor forma que tienes para protegerte mientras vuelves a pegar todos tus pedazos rotos. Tienes que empezar a hacer cosas que te hagan sentir feliz, que te llenen, que te hagan crecer. Aprovecha el tiempo para conocerte más y cultivarte.

Acepta el proceso del duelo. Si abres bien los ojos, te darás cuenta de que nunca ha estado solo. Siempre habrá amigos sinceros para acompañarte en los malos momentos. Llora todo lo que tengas que llorar, enciérrate en tu cuarto a oscuras mientras ves la película más triste del mundo, lee y relee toda las cartas que te escribieron, escucha las canciones que marcaron tu relación, siente tristeza, cólera, rábia, pero termina el proceso. Ponle un límite a esta etapa, pásala y sigue adelante.

Desahógate. No te quedes con nada adentro, habla, escribe, si es necesario da algunas malas palabras, pero libera tu alma.

Acepta. Hay historias que no terminan en final feliz, cierra esa etapa y déjalo ir. Y cuando te des cuenta ya habrás cerrado la herida y estarás lista para continuar.

desenamorarte

Fuente: corazon

Loading...